El presidente de Por Huelva, Joaquín de la Torre, ha lamentado la guerra sucia y electoralista iniciada en campaña electoral por el Gobierno Andaluz, sobre un problema que lleva vigente desde el año 2.000, estando ellos mismos en el Gobierno de España, cuando se puso de manifiesto esta necesidad que no solo afecta a los regantes del Condado, sino a la propia población residencial de la provincia de Huelva.

“Como ya hemos manifestado en varias ocasiones desde Por Huelva, existe un riesgo real y cada vez mayor, de desabastecimiento de agua en la provincia de Huelva ante cualquier problema que afecte al Túnel de San Silvestre, por el cual pasa el 90% del agua que se consume en la provincia y que actúa como un cuello de botella. Una vez dicho esto y entrando en materia, existen 2 demarcaciones en la provincia que abastecen de agua las distintas superficies de regadío, Demarcación Hidrográfica del Tinto, Odiel y Piedras, y la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir, siendo esta última deficitaria puesto que cada año recoge menos agua, y requiere de aportación de agua externa, en este caso, por parte de la D.H. Odiel, Tinto y Piedras. Estas aportaciones deben de ser autorizadas por el Gobierno de España, que es el único competente en esta materia y este ya se pronunció según se recoge el BOE en la Ley 10/2018 del 5 de diciembre, por la cual autorizaba un segundo trasvase de 19,99 hm3 en favor de la D.H del Guadalquivir (el 1er trasvase se aprobó en 2008 y fue de 4,99 hm3). Este trasvase se aprobó con los votos a favor de PP, PSOE y Cs, con un serie de condicionantes y obras a realizar:

    1. Art 2, d. En ningún caso podrán destinarse las aguas trasvasadas a la creación de nuevos regadíos fuera del ámbito del suelo agrícola regable, ni a la ampliación o a modificaciones de características de los existentes que impliquen un incremento de la superficie en regadío en sistemas de explotación de recursos deficitarios, como es el caso de la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir
    1. Anexo I. Obras de Interés general del Estado:
      1. En la Demarcación del Tinto, Odiel y Piedras:
        1. Construcción de la presa Pedro Arco (Andévalo)
        2. Desdoblamiento túnel San Silvestre.
        3. Desdoblamiento de sifones 4 y 5 del canal del Piedras en Huelva.
        4. Desdoblamiento sifón Odiel, 2.ª fase.
        5. Desdoblamiento del sifón por la margen izquierda del Odiel hasta la galería forzada.
        6. Aumento de la capacidad de regulación de los depósitos de Huelva.
        7. Aumento de la capacidad de regulación de la balsa de regulación del anillo hídrico.
        8. Aumento de la capacidad de transporte del anillo hídrico entre los depósitos de Huelva y la balsa de regulación del anillo hídrico.
      1. En la Demarcación del Guadalquivir:
        1. Balsas de regulación e infraestructuras de distribución.
        2. Infraestructuras propias de transporte y regulación del trasvase.

“Desgraciadamente, ninguna de estas condiciones se está cumpliendo, pues el Gobierno actual de la Junta de Andalucía, con fines claramente electoralistas y no de interés general, ha modificado el Plan de Ordenación del Territorio Andaluz (POTA), ampliando la superficie destinada a regadío, lo cual entra en conflicto e incumple precisamente el art 2. d de la citada Ley, y por otra lado, aún no se han ejecutado ninguna de las obras necesarias para poder hacer efectivo el trasvase a día de hoy de esos 19,99 hm3, pues las distintas administraciones, en las que incluimos tanto al Gobierno de la Junta de Andalucía como el Gobierno Central, no han tenido ningún interés en invertir en nuestra provincia en favor de otros territorios, y la situación a la que hemos llegado les implica a ambos, es decir, a todos los partidos que la integran y la han integrado desde el año 2.000, de modo que no caben excusas ni echarles la culpa al de enfrente, como ha sido la tónica general durante estos últimos 30 años”.

Añade De la Torre, “es lamentable comprobar como unos y otros, utilizan las necesidades de las personas y negocios con fines electoralistas, a sabiendas del resultado que ya conocen de antemano, pues han participado en su aprobación previamente, pero les da igual con tal de conseguir su objetivo, que es sumar votos a costa del sufrimiento y la confrontación de los propios agricultores”.

Finaliza el presidente del partido provincialista, “desde Por Huelva no estamos dispuestos a engañar a nadie, pues el camino más sencillo para resolver cualquier problema, pasa primero por entenderlo conociendo bien todos los detalles, y segundo por consensuar una solución viable entre todos, pero la inacción de los distintos gobiernos, Andaluz y de España desde el año 2.000 con nuestra provincia, ha llevado a la desesperación de familias y trabajadores que ven peligrar su futuro y el pan de sus hijos. Ahora lo que toca es conseguir esas inversiones públicas y comenzar a ejecutarlas lo antes posible y dejarnos de más política de salón, y si los onubenses creen en nosotros y quieren que Por Huelva les represente en la Junta de Andalucía y Gobierno de España, haremos que todas las promesas incumplidas durante todos estos años comiencen a hacerse realidad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.